Crónica ruta MTB El Algar – Caravaca de la Cruz

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Sábado 7 de abril, nos disponemos a cubrir la distancia que separa nuestra localidad (El Algar) con Caravaca de la Cruz, lugar de peregrinaje aunque no nos encontremos en Año Jubilar. Cabe destacar que este camino recorrido fue utilizado por peregrinos que venían o iban de Caravaca de la Cruz a San Ginés de la Jara o viceversa y que confluye con un buen tramo del Camino del Apóstol (que recorre desde el muelle de Sta. Lucía hasta Caravaca de la Cruz), siendo el punto de unión en Los Martínez del Puerto. Desde el Puerto de La Cadena se sigue el GR 250 hacia el Santuario de la Fuensanta, bajando a Murcia por Algezares y Sto. Ángel.

Igualmente, en su llegada a Murcia, este camino confluye también con el Camino del Levante que viene de Orihuela.

 

7:07 de la mañana

Café en El Chiringuito y salida hacia Caravaca. Tomamos la carretera del trasvase que sale por el “Chic-Chac” dirección los Beatos. Algo de fresco mañanero pero con unos manguitos y un cortavientos más que suficiente.

Debido a que aún está oscuro, salimos con luz, pero a la altura de Pozo Estrecho ya podemos prescindir de ella.

Nos movemos a buen ritmo, 24 km/h de media, esto hace que pronto pasemos las localidades de El Jimenado (KM 22) y Los Martínez del Puerto (KM 30) hasta llegar a nuestra primera parada en la Venta del Puerto (KM 42). Aquí aprovechamos para estirar un poco y quitarnos ropa (pensando en la buena subida que nos esperaba para adentrarnos en el Valle).

Continuamos nuestra marcha y nos adentramos en el Valle donde nos esperan casi 7 kilómetros de subida hasta pasar junto al Pico del Relojero e iniciar la bajada (en tramos bastante técnica) hasta el Santuario de la Fuentsanta, donde hacemos una obligada parada para foto y contemplar sus vistas.

 

La bajada de la Fuensanta y llegada a Murcia se hace también bastante rápida, llevamos una media alta y el viento nos está respetando.

Desde Algezares cogemos la F-1 hasta el Barrio del Carmen, donde cruzamos el río Segura por el Puente Viejo. Tras cruzar el río, bici al hombro, bajamos a la rivera del río para poder echarnos alguna foto bajo el Puente Viejo y continuar nuestra marcha.

 

A partir de este momento, no dejaremos el Río Segura hasta llegar a Molina de Segura, donde nos desviaremos hacía Alguazas siguiendo la Vía Verde del Noroeste que ya hemos tomado en Murcia. Cabe destacar, el asombro que nos produce ver el paraje de la Contraparada totalmente seco, la verdad que yo personalmente nunca me lo había encontrado así.

 

Pasamos por Alguazas (KM 85), donde hacemos una breve parada para repostar agua y continuamos por la misma Vía Verde del Noroeste que está muy bien señalizada y así es hasta el mismo Santuario de la Santísima y Vera Cruz de Caravaca, imposible perderse incluso sin GPS.

Una de las bellezas de este camino es poder contemplar y disfrutar de la variedad de contrastes que nos vamos encontrando, desde las tierras cultivadas del Campo de Cartagena, montaña y bosques del Valle, ribera del Río Segura, paisajes lunares entre Alguazas y Mula y el frondoso bosque de las sierras de Bullas y Caravaca.

 

Seguimos a buen ritmo, la Vía Verde está muy bien preparada y aunque se nota que el terreno va en un contínuo ascenso (muy leve), la velocidad media sigue siendo alta, nuestro objetivo a la salida era llegar a Caravaca sobre las 17:30

Como nuestro objetivo era no parar a comer hasta el Niño de Mula, apretamos un poco y cruzamos Campos del Río (KM 96) y Mula (KM 115), y llegamos al Niño de Mula sobre las 14:30 donde hacemos nuestra “parada larga” para comer. Allí mismo, en un banco en el inicio del Camino al Santuario del Niño Jesús de Balate improvisamos nuestro avituallamiento y desplegamos nuestros tuppers de pasta (la verdad que íbamos preparados ;D). Tras este buen avituallamiento y un buen café en el Ventorrillo Casa Paco, retomamos nuestro camino para el tramo final.

En este tramo, el terreno aumenta su inclinación hasta llegar a Bullas, aunque a pesar de ello podemos mantener un ritmo aceptable entre 16 y 18 km/h. Notamos como el paisaje vuelve a cambiar y seguimos disfrutando de estos contrastes. El tiempo se va oscureciendo y nos vamos acercando a la tormenta (hasta ahora el tiempo nos había respetado).

 

Por fin llegamos a Bullas (KM 134), punto más alto de toda nuestra ruta y situado a 671 metros sobre el nivel del mar. Empieza a llover, cada vez y conforme nos acercamos a Caravaca llueve con mayor intensidad, pero no es un problema, hemos venido a disfrutar incluso de la lluvia que muchas veces en la bici hasta se agradece. La Vía Verde de Bullas a Caravaca es muy rápida, casi hasta la entrada de la ciudad de la cruz el terreno “pica” hacia abajo, lo que hace que este trayecto sea rapidísimo (28-32 km/h).

 

Entramos a Caravaca por la Vía Verde que va en paralelo a la carretera de Cehegín (antigua entrada principal a Caravaca). Diluviando empiezan las cuestas, pasamos por la Plaza del Arco y cogemos enseguida la subida al Santuario por la que el agua baja con fuerza, pero la euforia nos da un punto más de energía que hace que afrontemos la subida al Santuario como si de un falso llano se tratara.

 

YA ESTAMOS!!!  Son las 16:51 y hemos llegado al Santuario de la Santísima y Vera Cruz de Caravaca desdepués de 156,5 km, 1.720 metros de desnivel y 9 horas 44 minutos de ruta (paradas incluidas)

 

 

 

TRACK DE LA RUTA EN WIKILOC

Powered by Wikiloc

 

VIDEO RESUMEN DE LA RUTA

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Leave a comment